El tirón de la literatura erótica gracias a Grey y sus sombras

Comentarios0

¿Quién no ha soñado alguna ocasión encontrar a un príncipe azul, guapo, educado y atento, que nos mime , nos comprenda y además no se deje levantada la tapa del wáter? Bueno, pues algo así, pero además con un alto contenido erótico, sexual y hasta sadomasoquista, es lo que esconde “50 sombras de Grey”,  la novela que ha revolucionado el mundo de la literatura erótica en los últimos tiempos.

Esta trilogía de libros, que se completa con “Cincuenta sombras más oscuras” y “Cincuenta sombras liberadas” nos ayuda no sólo a descubrirnos a nosotras mismas y las capacidades de complacernos y complacer a nuestra pareja, sino que además, lo hace sin tapujos y de una forma interesante y muy muy atrayente. Este “cuento de hadas para adultas”, como ha sido denominado en alguna ocasión, normaliza de una forma que ya ha venido haciendo desde hace años la literatura erótica, el uso de juguetes sexuales en nuestras relaciones íntimas o la práctica de hábitos en la cama que nunca se nos hubieran pasado por la cabeza. Y lo hace de tal forma que las lectoras, que han convertido la obra en un best seller en todo el mundo, hablen sin tapujos de estos temas y dejen volar su imaginación para sentirse guapas, atractivas y deseadas por su compañero.

A través de las más de 400 páginas que contienen cada uno de sus tomos, la lectora (o el lector) deja volar la imaginación con los relatos de alto contenido erótico, que además, enganchan con un argumento interesante en el que atendemos a una evolución clara de los protagonistas. La relación que ocupa estas páginas, es la de Christian Grey, un atractivo multimillonario y Anastasia Steel, una tímida joven universitaria. Una pareja con un final que más o menos esperado en la obra, no para de mantener encuentros sexuales que son detallados al milímetro a lo largo de la obra.

Tanto es así que muchas de sus lectoras tienen serias dudas de si una adaptación de la trilogía al cine, podría acabar siendo una película porno. No obstante, que no cunda el pánico, ni su autora, E.L James, ni tampoco los estudios Universal  están dispuestos a ello ¿Eres una de las mujeres que ya has leído a Grey y sus sombras? ¿Lo recomiendas al resto de lectoras? Cuéntanos!

Imagen| Bigstockphoto